Carta abierta a SSMM los Reyes por el AVE Madrid-Valencia

Siendo conocedor del acreditado interés de SS.MM. por la accesibilidad al trasporte de las PMR usuarias de silla de ruedas, porque formé parte en 1984 de la comisión que creó el Real Patronato, para impulsar el cumplimiento de lo establecido en la LISMI: aprobar un decreto de condiciones de accesibilidad al transporte público, me atrevo a pedir su apoyo para que los valencianos que no podemos rascarnos la nariz, podamos desplazarnos en tren al pueblo de al lado.

Digo los valencianos porque desde que en el año 2000 se puso en funcionamiento el primer tren CIVIA, tren de cercanías con un espacio de coche a la altura de andén, han ido implantándose progresivamente en diferentes redes de cercanías. En todas menos en las de Valencia y Alicante. Siendo lo más lamentable que alguna línea de cercanías de Valencia está en condiciones de dar servicio si se garantiza una frecuencia de paso de trenes accesibles y se acercan las vías al andén, porque las obras de recrecimiento de andenes que se han efectuado en algunas estaciones de la línea C-1 les han quedado un poco alejadas de las vías, y una vez salida la plataforma que tiene que salvar la distancia entre coche y andén queda un hueco  insuperable, que sobrepasa lo fijado en la normativa (5 cm de separación entre andén y vagón) y debería de sonrojar a quien firma el conforme de la obra y la paga. Me duele haber tenido noticia de que tecnología española ha participado en el diseño de los instrumentos que permiten acoplar en el espacio las naves que parten de la tierra, con la estación orbital. Somos capaces de desarrollar tecnología que acopla herméticamente una nave a una estación espacial a miles de kilómetros en el espacio y no hay manera de minimizar la separación entre un andén y un vagón en el suelo.

No pueden ni deben ignorarse los avances realizados. Poder desplazarse de una capital de provincia a otra en un medio de transporte universal, diseñado para ser utilizado por todo el mundo, es una realidad que en el único viaje en que el pasaje no paga billete, el inaugural, ha podido -probar viniendo hoy a Valencia. Pero si lo que se pretende es ir a Segorbe, Vila-Real, Utiel o Cocentaina viajando en silla de ruedas no es posible.

Mientras en las áreas de cercanías del resto de España es posible, progresivamente han ido viendo crecer el número de estaciones en las que, en silla de ruedas, se puede acceder a los trenes de cercanías: Madrid (17), Asturias (11), Sevilla (8) , Barcelona (7), Málaga (23), Zaragoza (5), en Cadiz están todas adaptadas y en Valencia y Alicante ninguna.

Mis esfuerzos durante más de 3 años por conseguir el calendario de adaptación de estaciones de cercanías de ADIF han sido estériles. O no existe o es documento reservado, lo cual resulta improbable porque se ha publicitado que para el 2012 todas las estaciones de cercanías de Andalucía serán accesibles.

Y si triste es la situación de la red de cercanías de Alicante y Valencia, desesperada es la situación que atraviesan las personas con diversidad funcional de las localidades de la línea Alcoi-Xàtiva, que tienen que convertir cada viaje en una odisea para vencer la resistencia de RENFE y ADIF a que accedan a los trenes, habiendo llegado a tener que requerir la presencia de las fuerzas de seguridad para que se les permita el acceso y que hayan tenido que ser esas mismas fuerzas las que hagan de costaleros subiendo al tren a las personas usuarias de sillas de ruedas -o se levanta a la Macarena para entrar en su iglesia.

Majestades, fiel a la iniciativa de 1984, del Real Patronato, continúo en la tarea de promover la accesibilidad a los medios de transporte y en estos momentos estoy coordinando un estudio sobre la accesibilidad al transporte ferroviario que promueve el Instituto Para la Promoción de la Vida Independiente, para el que se precisa, si es que existe, conocer el calendario de obras de accesibilidad de las estaciones de cercanías de la -unidad valenciana. Si sus buenos oficios pueden conseguir el citado documento y me lo hacen llegar, se lo agradeceré.

A las puertas de la estación Joaquín Sorolla esperan los sucesores de los modelos del pintor que aparecen en el cuadro “Triste herencia”. Esperan que ustedes faciliten los cauces para tener acceso a la información apuntada en este escrito. El resto ya lo lucharán. Si además consigue que el reloj de 4 x 5 m, que ha dejado de funcionar, en la Estación del Norte por la llegada del AVE, se ponga en marcha para marcar la fecha de entrada en servicio de todas y cada una de las estaciones de cercanías de Valencia y Alicante, mejor que mejor.

Valencia, 18 de diciembre de 2010

Vicente Valero Sanchis p4r58@yahoo.es
Velador por el cumplimiento  de la Convención sobre los derechos de las personas con discapacidad.

Publicado en

http://www.derechoshumanosya.org/node/1032

http://www.diariocritico.com/lineacritica/index.php?topic=23309.0

Deixa un comentari